15 de marzo de 2009

Conceptos de Mezcla: Control del rango dinámico - Parte II


Como utilizar los parámetros de los Compresores/Limitadores

La mayoría de los compresores tienen dos controles principales: el threshold o umbral, y el ratio o razón de compresión. Algunos tienen diferentes formas de acceder a los parámetros; en unos encontramos un control de entrada o “gain” y un potenciómetro de compresión, en otros un control de umbral y un potenciómetro de ganancia de entrada. De todas formas, la mayoría de ellos permite el ajuste mediante combinaciones de sus controles para alcanzar parámetros específicos.

+ Ratio: El control de ratio indica que cantidad del sonido será disminuido cuando la señal supere el umbral. El ratio es el factor que define la diferencia fundamental entre un compresor y un limitador. Normalmente el rango de relaciones va desde un 2:1 a infinito:1. Para comenzar se puede usar una relación de compresión de 4:1.

+ Threshold: A medida que se baja el umbral de compresión en un compresor /limitador, aumenta la compresión y disminuye el nivel de salida. Este proceso es mostrado por los medidores de reducción de ganancia (GR). Una regla práctica dice que hay que ajustar el threshold hasta que la reducción de ganancia muestre 6 dB (con ratio =4:1). Si el umbral se fija por debajo del valor que produce esa reducción el sonido se sentirá muy apretado para la mayoría de los casos. Sin embargo, para instrumentos de percusión, guitarras o voces se puede llegar a un máximo de 10 dB de GR.

Un punto importante es que algunos compresores tienen controles que afectan directamente la forma en que ocurre la compresión. Estos son los controles de Hard/Soft Knee presentes en algunos modelos. En su forma básica de aplicación los compresores que tienen esta característica funcionan como Hard Knee o Ratio directo. Cuando se selecciona el Soft Knee, la compresión empieza antes que la señal supere el umbral (10 dB aprox.), aumentando gradualmente la relación de compresión. Esto brinda un mayor grado de flexibilidad a la hora de aplicar el control dinámico.

Para elegir la cantidad de compresión a utilizar hay que considerar varios aspectos. Primero, como mencionamos anteriormente, cuantos más notas e instrumentos hay en la mezcla, más compresión se suele utilizar. Esto se hace para minimizar la cantidad de movimiento natural que existe entre los instrumentos en una canción y facilitar el entendimiento por parte del oyente. El ser humano puede manejar sólo una cierta cantidad de estímulos antes de saturarse y perder concentración.

El segundo factor a considerar es el estilo de música; en ciertos estilos como el rock o el pop se utiliza más compresión, mientras que en otros, se respeta la dinámica producida por los músicos y la compresión se utiliza sólo por motivos técnicos, o no se utiliza en absoluto. Por otro lado, puede utilizarse el compresor como efecto, ya que una compresión muy importante es una herramienta que tiende a ayudar para hacer que los instrumentos estén más al frente en la mezcla.

Dinámica creada por el uso de Compresores/Limitadores
De la misma forma que podemos crear variedad de dinámicas con volumen, paneo y ecualización en instrumentos individuales y combinándolas con el resto de los sonidos en la mezcla, podemos crear patrones de compresión individuales y combinados.

Compresores individuales
Los sonidos son comprimidos de acuerdo a su propio rango dinámico. Por ejemplo, las voces con gran dinámica, por ejemplo, con el estilo de Axl Rose, Janis Joplin o Pavarotti son generalmente más comprimidas para reducir la gran diferencia que hay entre los pasajes más suaves y los más altos. Por otro lado, hay ciertos instrumentos que son comprimidos más por la tradición que han desarrollado a través de los años de grabación.

Primero, la mayoría de los instrumentos acústicos son comprimidos. Las voces y el bajo son comprimidos siempre, en mayor o menor escala. Muchos ingenieros comprimen el bombo para obtener más presencia, mientras que otros no creen necesaria su compresión si el baterista es bueno. Muchos instrumentos son comprimidos sólo cuando se encuentran en una mezcla. Por ejemplo, no es común comprimir el piano solo, sin embargo los pianos suelen comprimirse un poco cuando están en una mezcla.

Es común comprimir en mayor grado los instrumentos más fuertes y los más suaves en una canción que los otros sonidos. Esto puede ser porque hay ciertos límites con respecto a qué tan fuerte puede estar un instrumento en la mezcla antes de estar mal. Y por el otro lado, sucede lo mismo con respecto a que tan suave puede estar antes de desaparecer.

Otro ejemplo interesante es: porqué se utiliza normalmente tanta compresión en las guitarras de solo. Una respuesta puede ser simplemente porque a la mayoría de la gente le gusta sentir la intensidad y el poder de una guitarra eléctrica muy al frente en la mezcla. A la mayoría de la gente no le interesa el seteo del/los compresor/es en el solo de guitarra, en ese momento sólo esperan experimentar esa sensación. Dicho de otra forma, se debe establecer una conexión interna entre el técnico y el oyente dentro de la misma persona para utilizar los parámetros de la forma más efectiva. Recordemos que una de las capacidades más interesantes de un compresor es la de hacer un sonido más presente.

Compresores en la mezcla
La compresión en una mezcla es obviamente más notoria que la compresión aplicada en forma individual. Esta compresión puede aplicarse principalmente de dos formas:

La primera está basada en la cantidad de compresión combinada que es aplicada en forma individual a los sonidos, ya que en la mezcla puede haber sonidos sin ninguna clase de compresión.

La segunda está basada en la compresión que se aplica directamente a la mezcla general. Este proceso, que suele realizarse en el proceso de mastering, comprime principalmente los sonidos más fuertes de la mezcla. Cuando los sonidos son comprimidos en forma individual durante la grabación y la mezcla el resultado es distinto, ya que todos los sonidos son comprimidos y no sólo aquellos con más nivel.
Por otra parte, al cambiar la dinámica de estos sonidos de primer plano se altera la mezcla y la dinámica de todos los instrumentos, y no sólo la forma en que la escuchamos. Hay que analizar en cada caso particular qué tipo de compresión se necesita para lograr el resultado deseado. Es importante señalar que no todas las canciones “suenan mejor” con compresión general en la mezcla, simplemente porque suenen “más fuerte”.

Más allá de la forma en que se aplica la compresión, ciertos estilos de música han desarrollado una estricta tradición con respecto a la cantidad de compresión que soportan. Por ejemplo el pop tiene más compresión general que otros estilos. Este sonido es percibido por la mayoría de la gente como sobre-producido (Ej: Spandau Ballet, Curiosity killed the cat, etc.). Los estilos de música en los cuales se utilizan samplers y sonidos sintetizados, suelen sonar más comprimidos o estables, ya que la mayoría de esas muestras son sometidas a compresión durante las fases de grabación y edición.

Una cosa importante a considerar cuando insertamos un compresor en la consola es: ¿qué estamos tratando de conseguir?, ¿Estamos controlando niveles, o estamos tratando de resaltar un instrumento?, ¿Queremos trabajar la envolvente del sonido?, ¿Estamos utilizando la dinámica para corregir el balance de frecuencias en un instrumento o en la mezcla?, ¿Queremos mantener estable el espectro de frecuencias completo o sólo una parte en particular?. Cada una de estas cosas pueden alcanzarse con los parámetros correctos del o los compresores. Sólo es necesario definirlo antes, como punto de partida, dentro de nuestra cabeza e imaginar cómo sonará con el proceso.

La cantidad de compresión puede ser “leída” en los VU de cualquier aparato de audio doméstico. Las agujas o los Leds apenas se mueven con material altamente comprimido.

Cambiando los parámetros del Compresor /Limitador
Cambiar los parámetros de compresión, como relación de compresión, tiempos de ataque o decaimiento, es raro en medio de una mezcla. Esto se utiliza más comúnmente en mezclas de cine o comerciales. En la narración se usa diferente compresión que en los diálogos. Se aplica para obtener el efecto de cercanía y establecer una dinámica de distancia. Uno de los efectos más utilizados es cambiar desde sin compresión a una limitación drástica. Esto hace que el sonido salte hacia el oyente.

Normalmente, los cambios en los parámetros de la compresión se realizan en las transiciones musicales, como el principio de la estrofa, puente o estribillo, de manera tal que el cambio responda también a un cambio de sonoridad o instrumentación y no sea muy abrupto. Sin embargo, se pueden realizar cambios en medio de una parte vocal, en un solo de guitarra, etc. Haciendo esto se crea un efecto de dinámica muy intenso que resaltará sin duda en la mezcla, y si se realiza dentro de un contexto musical óptimo, puede resultar muy interesante.

Distintos tipos de compresores
Los compresores pueden dividirse en tres tipos básicos:
Compresores regulares, Peak Limiters y Leveling Amplifiers. Estas clases de compresores difieren principalmente en los parámetros de relación de compresión, umbral de compresión, tiempos de ataque y decaimiento.

+ Compresores regulares:
Aunque no existen muchas reglas fijas y sí muchas excepciones, la mayoría de los técnicos tienden a utilizar compresores regulares con parámetros de tiempos de ataque y decaimiento medios. La mayor parte de las veces buscan un suave control de nivel, mayor sonoridad promedio y algo de protección contr los picos.

Algunos productores buscan una compresión transparente, más suave y fiel a la fuente original. Esto se alcanza con compresores de alta calidad con un umbral alto y bajo relación de compresión, y con tiempos de ataque y decaimiento medios. Lo que se busca en estos casos es un sonido natural, que no se perciba comprimido pero si muy estable y respetando las propiedades del rango dinámico original. Otros, prefieren una compresión más severa y notoria para obtener sonidos más apretados. Estos casos necesitan tiempos de ataque y decaimiento más rápidos, bajo umbral de compresión, alta relación de compresión y baja distorsión bajo condiciones de mucha reducción de ganancia.

+ Peak Limiters: Un limitador de picos es un compresor con un tiempo de ataque muy rápido, tiempo de decaimiento de medio a rápido, alto umbral de compresión y alta relación de compresión. La tarea del limitador de picos es controlar o detener sólo los picos más rápidos que sobrecargan la siguiente etapa de audio. Estos compresores son utilizados en transmisiones de radio y T.V. y en algunos sistemas de audio donde los picos digitales no son tolerados. Algunos técnicos a veces utilizan el peak limiter luego del compresor para obtener lo mejor de cada uno de ellos. El primero mantiene alta la sonoridad promedio, y el segundo protege al grabador digital de los rápidos picos que saturan inmediatamente (“over”).

+ Leveling Amplifiers: Este tipo de compresor con un tiempo de ataque medio, un tiempo de decaimiento medio a lento, una relación de compresión alta y un umbral de compresión bajo. La finalidad de este compresor es la nivelar continuamente la señal, siempre en reducción de ganancia, manteniendo la señal comprimida suavemente. La energía promedio del sonido aumenta, ya que los sonidos suaves son amplificados, mientras que los más fuertes son nivelados. El tiempo de decaimiento lento (según el caso) asegura que no exista el “pumping”. Los primeros de estos compresores tenían fijos internamente los parámetros de tiempo de ataque y decaimiento, y la relación de compresión.

Algunos ejemplos prácticos
+ Bajos: Generalmente los bajos parecen sonar mucho mejor con algo de compresión. A veces el compresor puede aumentar el Low-end del bajo dándole más calidez.

Se suele utilizar compresores tipo Leveling amps como el LA-2, ADL o Tube Tech CL-1B. Dependiendo del tempo de la canción y del estilo del bajista, se puede comenzar con un ratio de 5:1 con un umbral medio, tiempo de ataque medio, y tiempo dedecaimiento más lento. Normalmente se alcanza una reducción de ganancia del orden de los 5 dB en el medidor VU.

+ Voces: Es muy dificil establecer reglas en la grabación de vocales. Existen muchísimas variables y las preferencias varían, el sonido de las voces es subjetivo y no puede extraerse del contexto musical. En la primera sesión de grabación de voces, queremos empezar con un sonido de voz que vaya con el artista, con la canción y el estilo de la producción. Este primer intento debe servir para capturar la interpretación del artista y debe ser lo suficientemente flexible para permitir trabajar la voz en forma posterior.

Los compresores con tiempos de ataque y decaimiento ajustables son muy importantes en la grabación de voces. Luego de haber seleccionado el micrófono y los otros elementos para la grabación de la voz, se inserta el compresor elegido. Si se utiliza un compresor con el umbral en 0 dB, una relación de 4:1, tiempos de ataque y decaimiento medios, obtendremos una reducción de ganancia entre los 3 y 6 dB que dejará a la mayoría de las personas contentas. Este es un muy buen punto de partida y cada uno puede realizar los ajustes que estime necesarios.

0 comentarios:

Twitter Delicious Facebook Digg Stumbleupon